Cáritas Madrid organiza vacaciones para 180 mujeres ucranianas y sus hijos refugiados en España

MADRID, 11 (SERVIMEDIA)

Más de 180 personas ucranianas pasan unos días de vacaciones en A Capela (A Coruña), organizadas por Cáritas Diocesana de Madrid, gracias a la cesión gratuita de las viviendas por parte de la Fundación Naturgy.

Según señaló la organización católica este jueves en un comunicado, se trata de que las familias ucranianas que han tenido que abandonar su país por la guerra, y que han sido acogidas en residencias, familias o congregaciones religiosas, tengan un tiempo de respiro y disfruten del verano, al margen de las preocupaciones.

Con la iniciativa ‘Cáritas con Ucrania’, esta entidad de la Iglesia católica canaliza, por un lado, el ofrecimiento de ayudas de aquellas personas que se han solidarizado con donaciones, haciendo voluntariado u ofreciendo otro tipo de recursos. Por otro lado, da respuesta a las demandas de ayudas de las familias ucranianas.

Para atender estas demandas, la organización ha puesto en marcha varias actividades específicas como clases de español para ucranianos, en distintas zonas de Madrid; un servicio de acompañamiento y mediación a las familias ucranianas; un servicio de traductores; espacios de encuentro entre personas ucranianas; el proyecto de familias acogedoras (particulares y congregaciones; y un fondo de apoyo económico en distintas necesidades.

VACACIONES EN GALICIA

En este sentido, la última iniciativa que se está llevando a cabo son las vacaciones de verano, fuera de Madrid, para familias ucranianas. Se trata de 186 personas entre mamás y sus hijos, quienes pasan unos días de descanso en el poblado del Eume, Concello de A Capela (A Coruña), gracias a la cesión gratuita de las viviendas por parte de la Fundación Naturgy. En este tiempo participan en diferentes actividades lúdicas y educativas que les permiten descansar y Cáritas Diocesana de Madrid disfrutar en plena naturaleza; como talleres para los niños y niñas, clases de español, salidas a la piscina o la playa o senderismo.

Desde julio y durante todo el mes de agosto las familias están disfrutando de este periodo de vacaciones, en turnos quincenales; el último de los cuales saldrá el próximo 16 de agosto. A las familias las acompaña un equipo de educadores y personas voluntarias.

Esta iniciativa surge, como destacó el director de Cáritas Madrid, Luis Hernández Vozmediano, con la idea de «que las familias ucranianas y las familias acogedoras puedan disfrutar de unos días de descanso en un entorno de paz». «Somos conscientes de la difícil situación que viven las personas a las que acompañamos, especialmente para las niñas y los niños, que tienen que adaptarse a otro idioma, cultura y costumbres lejos de su hogar, de sus familiares y amigos», dijo.