Cinco juegos que divierten mucho en poco tiempo

Dominik Schott (dpa) – “Tempus fugit”, el tiempo vuela. Lamentablemente, la mayoría de los videojuegos no tiene en cuenta esta sabiduría de los antiguos romanos. En su lugar, exigen numerosas horas de juego, alargan innecesariamente la historia o dejan el suspenso para el final.

Sin embargo, mucho no es siempre mejor. Y, por suerte, hay otras opciones: juegos que respetan el tiempo de los aficionados y que se pueden completar rápidamente. Estos son cinco de los títulos que se pueden jugar en un máximo de dos horas.

En “Donut County” (2018), los jugadores son un agujero cada vez más grande que se traga el mundo. No es broma, ese es exactamente el principio alrededor del cual se teje una historia increíblemente emocionante. El papel principal lo tiene dicho agujero, que se desplaza por el colorido mundo y devora todo lo que cabe por su abertura.

El objetivo: cuantos más objetos se trague el agujero, más grande será. Mientras que al principio no cabe por la abertura más que una silla de madera, llegando al final ni los rascacielos ni los camiones estarán a salvo del hoyo glotón.

Lo más destacado del juego son los bonitos colores pastel, los simpáticos personajes y una interesante historia. En medio de todo ello están los jugadores, cuya misión será hacer que este idílico mundo desaparezca en el agujero. Gracias a su mecánica, el juego es muy divertido, incluso si solo se puede jugar un par de minutos.

En “The Darkside Detective” (2017), los jugadores que recuerden al detective televisivo Columbo, se sentirán inmediatamente en casa. Un detective inteligente, pero a veces algo torpe, investiga los casos más extraños en entretenidos episodios. En sus aventuras le acompaña un colega de confianza del departamento de Policía de la pequeña ciudad donde viven.

Sin embargo, entre este detective y Columbo hay una gran diferencia: “The Darkside Detective” mezcla en sus historias elementos sobrenaturales. A veces se trata de tristes fantasmas, otras de demonios perdidos. En cualquier caso, los jugadores tienen que demostrar su inteligencia para llevar las breves historias detectivescas hacia un final feliz.

“The Darkside Detective” ofrece casos criminales entretenidos e inteligentemente construidos, todo ello con detallada óptica de píxeles y mucho encanto retro.

Elegante, táctico, desafiante: “Superhot” (2016) combina todas estas virtudes. Un juego que convierte la lucha contra una fuerza superior en una pequeña obra de arte. Desde la perspectiva en primera persona, los jugadores tienen que lanzar objetos a los enemigos que se acercan, esquivar los proyectiles de sus pistolas y, por último, desarmarlos tratando de no perder el norte.

Porque lo cierto es que los enemigos solo se mueven cuando los jugadores también lo hacen. Esto permite comparar “Superhot” con una partida de ajedrez, en la que cada movimiento y cada jugada deben ser cuidadosamente pensados.

El modo de juego de “Superhot” es único. Además de ser estéticamente muy atractivo, este juego de acción a cámara lenta requiere cerebro y habilidades de pensamiento espacial.

Emotivo, relajado y entrañable, estas son las tres cualidades de “A Short Hike” (2019): en forma de pequeño cuervo, el jugador emprenderá una caminata a través de un mundo agradable y colorido. Si bien el viaje tiene una meta, a la que se llega tarde o temprano, el tiempo que se necesite y el camino que se tome para alcanzarla dependen de los jugadores.

Y un pequeño desvío puede valer la pena, ya que así se encontrarán con otros caminantes que quieren contar sus historias y enviar a los jugadores a misiones cortas, siempre que estos quieran.

“A Short Hike” exige muy poco, pero brinda mucho. El jugador puede llegar a la meta del juego a su propio ritmo y por cualquier camino. En este mundo maravillosamente colorido, cada uno escribe su propia historia.

En el océano de “Abzu” (2016), profundo y aparentemente interminable, el jugador se sumerge en las ruinas de una civilización hace tiempo desaparecida.

Sin embargo, no solo los arqueólogos aficionados sacan provecho de este lugar, ya que las ruinas submarinas están habitadas por decenas de especies de peces y animales de las profundidades. A veces más, a veces menos amenazantes, estas criaturas se interponen constantemente en el camino de los buzos que investigan las ruinas.

La dinámica del juego no está pensada para ofrecer suspenso o peligro: “Abzu” es ante todo una aventura entretenida para relajarse.

Hermosos arrecifes de coral, un profundo océano azul y misteriosas ruinas: “Abzu” ofrece todo lo que el corazón de un explorador puede llegar a desear y es una bienvenida alternativa a los ambiciosos juegos contrarreloj.