Perros de raza grande, la alimentación importa

La alimentación de los perros de raza grande es algo muy delicado, pues a diferencia de los de menor tamaño, estos crecen mucho en muy poco tiempo, necesitando nutrientes con el fin de desarrollar un cuerpo enorme en unos meses.

Por eso, siempre hay que darles piensos específicos (entra en Mascota Pasión si quieres ver los que hay disponibles en el mercado), pues nos ahorrarán muchas visitas al veterinario relacionadas con una mala alimentación.

La etapa de cachorro es fundamental

Un perro de raza gigante será un adulto sano si cuando es un cachorro nos hemos preocupado por darle un pienso como el Natura Diet Puppy Junior Razas Grandes, pensado por y para este tipo de perros.

Se fabrica con la idea de que tengan todas las proteínas que necesitan, así como los minerales, pero sin que haya mucha grasa para que no engorden, pues este podría ser un factor ambiental que favorece la displasia de cadera.

Además, la croqueta se ha hecho de un tamaño adecuado a la boca de estos animales, que es enorme, necesitando galletas duras que no puedan tragarse con mucha facilidad.

Hay que evitar a toda costa la obesidad

Estos animales llegan a alcanzar pesos de hasta 80 kilos, y superiores en algunas razas, de manera que es esencial que no engorden para no someter a sus articulaciones a más trabajo.

A ello ayuda un pienso como el Now Fresh Adult Razas Grandes Grain Free, que al no tener grano consigue que su aporte de hidratos de carbono sea bajo, ayudando a prevenir la obesidad.

No son perros muy aficionados al ejercicio, lo que sumado a que suelen ser comilones al final hace que engorden demasiado, lo que no es bueno para su estado físico.

Podemos darles un pienso específico aunque tengan problemas de salud

Los perros de raza gigante también tienen problemas de salud, y entre ellos están las intolerancias alimentarias, que se pueden tratar con piensos como el Dibaq Sense Holistic Pollo y Pato.

Así, podemos ver que sea cual sea la necesidad de nuestro perro de gran tamaño, en el mercado ya la tienen prevista y siempre le vamos a poder dar un pienso adecuado a su talla, lo que es muy importante, pues no conviene que coma otro tipo de alimento.

Debemos tener cuidado con la torsión de estómago

Ya sabemos lo relevante que es el que estas razas se alimenten con un pienso que haya sido pensado para ellas, pero también hay que recordar que hay que darles de comer de manera que evitemos la torsión de estómago.

Este es un problema que puede llevar al perro a la muerte, y sucede cuando el estómago gira sobre sí mismo, siendo una de las razones las comidas demasiado copiosas.

Se deben alimentar con raciones pequeñas y eso lo tienen en cuenta los veterinarios que diseñan sus piensos, incorporando una gran cantidad de proteína con el fin de que se sacien antes y fibra que los llena enseguida, lo que deriva en que coman cantidades menores.